Convencidos de los beneficios del yoga para adultos, mujeres y hombres, y para personas mayores, creemos que ha llegado el momento de utilizar la práctica de yoga para que puedan beneficiarse también los niños/as y los adolescentes.

El método RYE (Recherche sur Yoga dans l´Education / Investigación sobre el Yoga en la Educación), introducido por Micheline Flack en el año 1978 en Francia, está presente hoy en día en las aulas de 11 países de Europa, Israel y Sudamérica, e incluso forma parte  del Programa de Formación Docente de La Sorbonne.

Nosotros, en nuestras clases de yoga para niño/as y adolescentes, seguiremos este método cuya utilidad ha sido ampliamente contrastada.

Se trata de adaptar las enseñanzas del yoga en cuanto a relajación, estiramiento y atención de una manera amplia y no dogmática a las necesidades de estos chicos y chicas para mejorar su autoestima, su concentración y sus aptitudes para el estudio y para la vida. Muchas veces se trata, sobre todo, de juego dirigido por un profesional de esta técnica basado en los principios prácticos del yoga, entendido de una manera amplia y adaptada a sus necesidades.